Telefónica se desprende de infraestruturas en Brasil para reforzar Telxius

Telxius refuerza su parque de torres de infraestructuras. La sociedad participada por Telefónica (en un 50,01%) compra a la filial en Brasil de la propia multinacional española, Vivo, un total de 1.909 torres en una operación por valor de 140 millones de euros.

De esta forma, se evidencian dos de las líneas de acción marcadas por Telefónica este miércoles, al término de la celebración del consejo de administración de la compañía: potenciar Telefónica Infra, unidad dedicada a las infraestructuras, y poner el foco en las actividades nucleares de la empresa, especialmente en Latinoamérica, lo que sacaría de ese radio las infraestructuras.

Así, Telefónica se desprende de infraestructuras propias para usar las de un tercero, los de la compañía independiente Telxius, si bien ésta está participada por la multinacional que lidera José María Álvarez-Pallete.

El acuerdo de Telefónica Brasil y Telxius permite a ésta doblar su portfolio, hasta alcanzar la cifra de 3.850 emplazamientos propios. Esta marca dispondrá de una posición privilegiada de cara al despliegue futuro del 5G, el estándar futuro para las comunicaciones. El 82% del total de las infraestructuras es urbano, con una amplia presencia en las urbes de Sao Paulo y Rio de Janeiro (allí se concentra la mitad de las torres recién adquiridas).

Telefónica usará en Brasil los emplazamientos de Telxius, aunque ya a través de acuerdos y no en propiedad directa. En septiembre, la multinacional ya expuso su intención de "seguir capitalizando sus activos de infraestructura", por lo que aspira a "monetizar" una cartera de 50.000 emplazamientos.

A nivel global, Telxius supera ya los 20.000 puntos de infraestructura, un 70% en Europa (España y Alemania) y el otro 30% en Latinoamérica (Brasil, Perú, Chile y Argentina). Además, la sociedad opera una red internacional de 87.000 kilómetros de cable submarino de fibra óptica.


Videos más vistos